Monday, March 19, 2007

diamagnetismo

hey! la verdad me quedé traumada porque en el ultimo examen de laboratorio no sabia nada asi que me puse a buscar un poquito sobre lo que debi haber sabido hace una semana....


Normalmente denominamos "magnéticas" a un grupo reducido de sustancias que son atraídas por un imán y pueden llegar a formar, ellas mismas, imanes. Desde el punto de vista científico estas sustancias reciben el nombre de ferromagnéticas y son fundamentalmente los metales hierro, cobalto y níquel. Sin embargo, de una u otra forma, toda la materia tiene propiedades magnéticas.

En 1847 Michael Faraday descubrió que una muestra de bismuto era repelida por un imán potente, a este comportamiento le denominó diamagnetismo. Se trata de un efecto muy débil, difícil de medir, que presentan algunas sustancias tan comunes como, por ejemplo, el agua.

Una forma sencilla de explicar el diamagnetismo es decir que se trata de una propiedad de la materia resultado de aplicar la ley de Lenz a escala atómica. Según la teoría electromagnética, siempre que varía el flujo magnético se genera una corriente inducida y según la ley de Lenz "el sentido de las corrientes inducidas es tal que con sus acciones electromagnéticas tienden a oponerse a la causa que las produce".

Todos los átomos contienen electrones que se mueven libremente y cuando se aplica un campo magnético exterior se induce un corriente superpuesta cuyo efecto magnético es opuesto al campo aplicado.

Otra forma de explicar el diamagnetismo es a partir de la configuración electrónica de los átomos o de los sistemas moleculares. De esta forma, el comportamiento diamagnético lo presentan sistemas moleculares que contengan todos sus electrones apareados y los sistemas atómicos o iónicos que contengan orbitales completamente llenos. Es decir los espines de los electrones del último nivel se encontrarán apareados. El diamagnetismo se presenta en todos los sistemas aromáticos (por ejemplo, el benceno y sus derivados) en los que aparece un anillo de 4n + 2 electrones B conjugados.

Diamagnetismo y paramagnetismo

Los materiales no ferromagnéticos, no son sólo diamagnéticos, sino que también pueden ser paramagnéticos. Mientras los diamagnéticos son rechazados por un campo magnético externo, los paramagnéticos se orientan con él.

Cuando en un átomo, o en una molécula, aparecen electrones en un mismo nivel con espines paralelos (por ejemplo,88), sus campos magnéticos se reforzarán mutuamente y estaremos ante una sustancia paramagnética (es el caso de: Al, O2, FeCl3). . Al contrario, si los espines son antiparalelos (por ejemplo, 89) los efectos magnéticos se cancelan y los átomos son diamgnéticos (por ejemplo, Bi, Hg o C6H6).

De esta forma los átomos con un número impar de electrones serán paramagnéticos, mientras que los átomos con un número par de electrones podrán ser paramagnéticos o diamagnéticos según sea su configuración electrónica. Lo mismo ocurre con las moléculas.

1 comment:

LoboGris said...

Es posible desarrollar una tecnología para detectar la presencia de materiales empleando el diamagnetismo y el paramagnetismo?.. ya hay tecnologia de este tipo: gracias