Thursday, March 29, 2007

La saliva: Una sustancia interesante

Día a día somos testigos de procesos químicos complejos. La naturaleza realiza una enorme cantidad de reacciones biológicas, físicas y químicas que ha llegado a convertirse en el objeto propicio y exacto para la evolución de múltiples investigaciones. Basta nombrar la intriga de civilizaciones antiguas como la griega, árabe, china e hindú, quienes no se conformaron en tener la duda de la existencia de la vida y los conceptos a su alrededor. Estos grupos de hombres racionales llegaron a comprender aspectos claves y significantes de la ciencia.

De esta manera, y siguiendo una línea de investigación, se han desarrollado temas bastante desarrollados en esta en materia química. En consecuencia, y como espera de un mayor avance, resulta imprescindible conocer los procesos químicos fuera y dentro de nosotros. Por tal motivo, es el objetivo principal de esta redacción hacer referencia a un proceso químico dentro de nuestro organismo, responsable de múltiples acciones y reacciones en nuestro interior, me refiero a la saliva.

Son probablemente los conceptos y las ideas más pequeñas aquéllas que dejamos pasar desapercibidas. No obstante, la saliva tomará un lugar importante al descubrir sus interesantes propiedades, funciones y características. Primeramente, conocemos fácilmente la existencia de esta sustancia, se encuentra presente en cada momento de nuestras vidas. Sus funciones cumplen procesos lingüísticos, de digestión, lubricación y regulación de pH e incluso defensa de bacterias e infecciones. Posee una medida pH de 6.5, es acuosa, inodora, estéril y transparente.


Esta sustancia es producida por las glándulas salivales, quienes se dividen en sublinguales, parótidas y submaxilares. No obstante existen otras glándulas que también producen saliva, éstas son las palatinas, situadas en el paladar blando, glándulas más pequeñas situadas en la lengua y en las mucosas de la boca. Se estima, asimismo, que diariamente se produce de uno a dos litros. El decrecimiento de saliva se llama hiposalivación, la sensación de sequedad se denomina xerostomía y la producción excesiva sialorrea.



La composición de la saliva posee elementos orgánicos e inorgánicos. Es muy similar al plasma y se encuentra compuesta por agua en un 95% de su volumen, iones cloruro, bicarbonato y fosfato, lisozima, enzimas, hay menos Na+ y mas K+ y menos Cl- y mas HCO.3- El compuesto que representa la mayor parte de consistencia, tiene la función de ser quien disuelve los alimentos y su sabor pueda ser percibido por el sentido del gusto. El 5% restante, se debe a la mezcla de los compuestos ya mencionados. Entre los más destacados están los iones cloruro, quienes activan la amilasa salival y el bicarbonato y fosfato haciendo la neutralización del pH en alimentos ácidos.



Uno de los aspectos más sobresalientes en la composición salival es la función realizada por la amilasa. Esta enzima es la principal en su estructura, ya que realiza los procesos de degradación del almidón a una mezcla de hidratos de carbono más sencillos. Y es precisamente, en este punto donde sucede una interacción muy interesante. El contacto de la amilasa con el almidón produce amilosa y amilopectina. Los iones cloruro poseen un átomo de cloro en estado de oxidación formal -1. El bicarbonato es un anión derivado del ácido carbónico, quien a su vez es la reacción de agua y dióxido de carbono, éste último tiene la característica de combinarse con átomos, radicales positivos o bases.



De esta manera, todos los elementos contendidos en la saliva, poseen fuerzas intermoleculares estables. Tales como las interacciones ion-dipolo donde la fuerza de esta interacción depende de la carga y tamaño del ion y la magnitud del dipolo. Existen de igual manera, fuerzas de London que actúan en la composición final, no obstante, esta clase de interacción puede llegar a ser débiles, debido a la función de las fuerzas bipolares y enlaces de hidrógeno.



Sin lugar a dudas, la saliva no es sólo una sustancia natural del cuerpo, cuyas funciones son importantes y vitales en el desarrollo del organismo, sino que posee una riqueza en su estructura química, sus procesos biológicos y su interacción molecular. De nueva cuenta, hemos constatado el deseo del hombre por la ciencia, llevándolo a descubrir avances tan interesantes como éste.



Brown, et al. Química. La ciencia central. Pearson Educación: México, 2004. Hernández, German. “Variaciones electrolíticas en saliva parotidea en un grupo de adolescentes. Universidad Nacional de Colombia. Colombia. Disponible en: < http://encolombia.com/odontologia/accomf/maxilo1-986variaciones.htm>

1 comment:

lauratous said...

huao apesar del que el cuepo no ha demopstradomaravillas pues todo esta bacano como es impresionante como es la saliva algo como pegajoso solido en forma liquida huo que impresionante lo que no muestra la vida humana cada vez que va avanzado la tecnologia.....ok